Diabetes gestacional

Cuando una mujer está en período de gestación, su cuerpo sufre grandes cambios y aparecen síntomas que normalmente no padecía, por ejemplo, la diabetes. La cantidad de azúcar en la sangre puede aumentar o disminuir y en este caso aumenta, pues la insulina que el organismo produce se descontrola.

El bebé, comienza a consumir azúcar del organismo de la madre, lo necesita para su energía de desarrollo,  por ello, la madre sufre esta alteración. Su metabolismo debe de producir una cantidad diferente a como lo hacía antes. En ocasiones, esta producción se vuelve excesiva y puede llegar el caso de que atraviese la placenta, recibiendo el bebé una cantidad desmesurada. Cuando ocurre esto, aparece la diabetes gestacional, debido su nombre a su aparición en el embarazo. Este problema, dentro de su gravedad, no ha de suponer preocupación, pues esto desparece al dar a luz. La probabilidad de que se siga sufriendo diabetes el del 40%.

Si se sufre este síntoma, los problemas que se pueden producir son los siguientes:

-el bebé recibe más azúcar de lo normal, por lo tanto su organismo comienza a producir insulina para controlar este síntoma. Esto conlleva a que sus órganos crezcan más de lo debido y el cuerpo igualmente, por lo tanto, su peso se eleva y da lugar a niños demasiado grandes, como mínimo de 47kg en adelante

-cuando el bebé nace, su nivel de insulina tiende a ser alto, pero como ya no es alimentado con tanta cantidad de azúcar, la cual, recibía a través de la placenta, el nivel disminuye por debajo del nivel que debería de tener

-el aborto, la muerte del bebé, aumento de glóbulos rojos, calcio reducido, problemas respiratorios, pulmones no desarrollados totalmente… son probabilidades que pueden aumentar

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta