Evitar la incontinencia urinaria

Los constantes cambios en el embarazo, dan síntomas como el de la incontinencia urinaria, esto es debido a que la uretra se ve perjudicada en su función porque el útero presiona a la vejiga, ya que el bebé cada vez se va haciendo más grande en su desarrollo. Este síntoma, es totalmente normal. Muchas mujeres comenten el error de consumir menos líquidos, pero esto no es nada beneficioso, ya que las embarazadas, necesitan beber como mínimo ocho vasos diarios de agua, previniendo así las infecciones de orina. Líquidos como gaseosas, alcohol, cítricos, picantes… no son aconsejables porque pueden producir irritación.

La alimentación, ha de ser rica en fibra, ya que si se evita el estreñimiento, la vejiga tiene menos presión y los músculos de la pelvis no se debilitan, además de la fibra, los líquidos, también evitan el estreñimiento.

La higiene, es también previsora de las infecciones urinarias, ha de limpiar bien las áreas, no usar ropa ajustada, ropa interior de algodón y evitar los baños de espuma.

Los ejercicios Kegel, son muy recomendables, estos consisten en contraer los músculos que están alrededor de la vagina, unas 25 contracciones 3 veces al día. Si quieres saber si los está realizando bien, cuando vayas a orinar, intenta retener el chorro contrayendo los músculos y continúa orinando. Los resultados de estos ejercicios, resultan a partir de las 4 o 6 semanas, nunca hay que realizar más de la cuenta, pues excederse en ellos puede generar efectos contrarios.

Cuando estornudes, rías, tosas… aprovecha los movimientos y cruza las piernas, de este modo, los músculos de la pelvis,  se ponen en tensión y la uretra funciona mejor.

Escrito por Belen | 8 de mayo de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Molestias y Salud de la embarazada | Etiquetas: , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta