La depilación para el parto

Por simple coquetería, la depilación no es un asunto menor durante el embarazo y especialmente en el parto, cuando muchas mujeres se preguntan si deben depilarse por completo para llegar al parto muy prolijas.

Si bien el saber popular indica que sí, los obstetras no lo confirman. Por el contrario, la Organización Mundial de la Salud –OMS- explicita que la depilación no es necesaria el día del parto. Esta afirmación contradice las prácticas habituales de hospitales y clínicas, en donde las matronas quitan el vello de algunas zonas de la vagina (los labios mayores y la zona que conecta la vagina con el ano).

Cuando hay una cesárea programada, se depila la zona del pubis para tener el área despejada para la incisión. En el caso de un parto natural, se cree que la depilación ayuda a la hora de despejar la zona de la episiotomía y también para tener un mejor acceso al periné.

Sin embargo, lo cierto es que cada mujer es dueña de su cuerpo y no hay razones científicas que obliguen a una depilación para el parto. Los días anteriores al parto, es común que la zona genital esté algo más hinchada y la depilación con cera puede ser dolorosa mientras que es difícil rasurarse en forma independiente así es que la elección es muy personal.

Escrito por MJA | 31 de octubre de 2014 | 0 comentarios
Categorias: Tipos de parto | Etiquetas: , ,

Aún no hay comentarios. Sé el primero.

Deja una respuesta