Cómo aliviar el dolor de espalda II

Aquí van más consejos para evitar y aliviar el dolor de espalda en el embarazo y estar más cómoda:

- Al descansar, eleva los pies y las piernas para aliviar la presión de tu espalda y pelvis. A medida que avanza el embarazo deberás utilizar un colchón más firme para sujetar la espalda. También verás que dormir sobre el costado te ayudará a reducir la tensión de los ligamentos.

- Al levantarte de la cama, en primer lugar gira hacia un costado manteniendo la espalda recta y pasá las piernas por encima del lateral de la cama. En esta postura, podrás levantarte valiéndote de la fuerza de tus brazos sin forzar la espalda.

- Adopta una buena postura: ésto es especialmente importante si pasa períodos muy prolongados sentada frente a un escritorio. Asegúrate de que ambos omóplatos y la zona lumbar de tu espalda, estén sobre el respaldo y que el asiento sujete tus muslos. La silla deberá tener la altura correcta para que puedas colocar los pies en el suelo y la pantalla de la computadora se situará al nivel de los ojos.

- En el embarazo debes evitar levantar grandes pesos, pero si tienes niños pequeños en ocasiones esto puede ser imposible. Cuando necesites llevar a tu hijo en brazos, utiliza este método: agachate y sujetalo fuerte contra ti. Mantén la espalda derecha y utiliza los músculos de las piernas para impulsarte hacia arriba. Utiliza la misma técnica para elevar cualquier peso.

-Ejercicio para la zona lumbar: acostate en una colchoneta o alfombra sobre la espalda y rodea las rodillas con los brazos (dejando espacio para tu vientre) e inclinate suavemente de lado a lado para aliviar la tensión de la zona lumbar y la pelvis.

Escrito por MJA | 21 de junio de 2013 | 0 comentarios
Categorias: Dolores del embarazo | Etiquetas: ,

Cómo aliviar el dolor de espalda I

El dolor de espalda es tan habitual en el embarazo que es raro encontrar a una mujer que no lo sufra.
.
Probablemente, empieces a notarlo a partir del segundo trimestre, por eso aquí te brindamos algunos consejos que te ayudarán a reducir la  intensidad del dolor de espalda.

- El dolor más frecuente de esta zona es el que se ubica en la zona posterior más baja de la pelvis hacia ambos costados de la línea media. Quienes lo padecen son las mujeres que en embarazos anteriores ya lo experimentaron, las que tuvieron este tipo de dolores antes de quedar embarazadas o las que no tienen una base de entrenamiento físico pre gestacional.

- Por su parte, los calambres en los músculos gemelos suelen producirse en el tercer trimestre y son también frecuentes en los músculos de los pies. Duran algunos segundos, pero en ocasiones dejan dolor residual por varias horas. Los calambres se previenen elongando los músculos, sobre todo antes de dormir, ya que en general aparecen cuando la embarazada descansa. En algunos casos se suministra calcio o magnesio, pero la mejor forma de aliviarlo es elongando el músculo y si persiste poner la zona afectada bajo agua caliente.

- Para proteger y atenuar estos trastornos se pueden practicar deportes como la natación, caminatas, yoga y la gimnasia en el agua, siempre consultando previamente con el obstetra.

- El dolor leve se combate cambiando de postura, descansando sentada apoyando las piernas a la altura de las caderas y flexionándolas ligeramente para cambiar el eje de la pelvis.

- Para los dolores intensos se sugiere reposo, calor seco o húmedo, además de ejercicios suaves. En tanto para los dolores muy intensos, que ni siquiera permiten caminar, se indica reposo, baños de inmersión calientes y anti – inflamatorios. Si el dolor persiste se recomienda realizar una resonancia magnética para descartar cualquier patología de columna que no tenga que ver con el embarazo.

-

Escrito por MJA | 21 de junio de 2013 | 0 comentarios
Categorias: Dolores del embarazo y General | Etiquetas: ,

Molestias en la espalda durante el embarazo

El dolor de espalda es tan habitual en el embarazo que es raro encontrar a una mujer que no lo sufra.

Probablemente, comiences a notarlo a partir del segundo trimestre y es por eso que aquí te brindamos algunos consejos que te ayudarán a reducir su intensidad.

El dolor más frecuente de esta zona es el que se ubica en la zona posterior más baja de la pelvis hacia ambos costados de la línea media. Quienes lo padecen son las mujeres que en embarazos anteriores ya los experimentaron, las que tuvieron este tipo de dolores antes de quedar embarazadas o las que no tienen una base de entrenamiento físico pre gestacional.Por su parte, los calambres en los músculos gemelos suelen producirse en el tercer trimestre y son también frecuentes en los músculos de los pies. Duran algunos segundos pero en ocasiones dejan dolor residual por varias horas.

La causa de estos dolores se explica a partir del avance del embarazo, cuando el bebé va ocupando más lugar en el útero y genera mayor peso para la mamá. En esos momentos las curvaturas antero posteriores de la columna vertebral cambian acentuándose sobre todo en la zona lumbar por rotación anterior a la pelvis.

Para proteger y atenuar estos trastornos es posible practicar deportes como la natación, caminatas, yoga y la gimnasia en el agua, siempre consultando previamente con el obstetra. El dolor leve también se combate cambiando de postura, descansando sentada apoyando las piernas a la altura de las caderas y flexionándolas ligeramente para cambiar el eje de la pelvis.

Para los dolores intensos se sugiere reposo, calor seco o húmedo, además de ejercicios suaves. En tanto para los dolores muy intensos, aquéllos que ni siquiera permiten caminar, se indica reposo, baños de inmersión calientes y antiinflamatorios. Si el dolor persiste se recomienda realizar una resonancia magnética para descartar cualquier patología de columna que no tenga que ver con el embarazo.

Los calambres se previenen elongando los músculos, en especial antes de dormir pues por lo general ocurren cuando la embarazada descansa. En algunos casos se suministra calcio o magnesio, pero la mejor forma de aliviarlo es elongando el músculo o bien, en el caso de que persista, bañando en agua caliente la zona afectada.

Escrito por MJA | 26 de enero de 2013 | 0 comentarios
Categorias: Molestias y Sintomas de embarazo | Etiquetas: , ,

El dolor de espalda durante el embarazo

Dolor de espalda, nada más común durante el embarazo. Lamentablemente, no hay mucho que hacer pues este síntoma está presente en muchas embarazadas que deben afrontar el peso de sus vientres.

Cargar con un bebé no es tarea sencilla pues el cuerpo se vuelve más pesado a medida que avanza el embarazo. Así es como los dolores comienzan hacia el sexto mes y por lo general se agudizan con el correr de los meses.

Básicamente, el dolor aparece por el esfuerzo realizado sobre la espalda que ahora debe soportar un peso extra.

Por otra parte, hay una cuestión biológica pues durante el embarazo el cuerpo cambia su centro de gravedad y así es como se mueve hacia delante para soportar el peso del vientre. Esto hace que haya más tensión en la zona inferior de la espalda.

Otra razón del dolor se debe a los músculos que soportan la columna vertebral y que se encuentran en la zona del abdomen. Éstos están más presionados y estirados por el embarazo.

¿Las soluciones? Realizar ejercicios diarios, tomarse algunos descansos y recostarse.

Vía: El embarazo

Escrito por MJA | 28 de febrero de 2011 | 0 comentarios
Categorias: Salud de la embarazada y Sintomas de embarazo | Etiquetas: , , ,