La primera cita médica durante el embarazo

Cuando una mujer acude la primera vez al ginecólogo, siente vergüenza por dar algunos detalles de su vida, pero esto no debe ser así, pues has de pensar que él es un profesional y que lo que hace es ayudar. Hemos de confiar en los profesionales para que los tratamientos y decisiones sean efectivos. El médico ha de saber con todo detalle su historial, con él evaluará un reconocimiento ginecológico que la ayudará tanto a la futura mamá como al desarrollo del bebé. Los riesgos que pudieran suceder durante el embarazo, el parto y post parto, están en sus manos.

La primera consulta de un embarazo, se hace antes de la 12 semana de gestación. Es mejor acudir acompañada de algún familiar, si es su pareja será mucho mejor, pues los datos y detalles serán más fiables y el papá se inducirá más en el embarazo y paternidad.

Durante la primera consulta, el médico, ha de estar informado de:

-antecedentes familiares con enfermedades hereditarias

-enfermedades graves sufridas

-la medicinas que ha tomado o está tomando

-realización de cirugía anteriores

-infecciones que se han sufrido

-historia ginecológica (primera menstruación, síntomas del embarazo, fecha de la última menstruación…)

-historial obstétrico (embarazos anteriores, forma de partos, lactancia, abortos, estado de los hijos…)

-enfermedades y afecciones (alergias, asma, dolor de espalda, infecciones urinarias, estreñimiento, hemorroides, anemia…)

-hábitos de la madre (sueño, medicamentos, alimentación, tabaco, alcohol, estrés…)

-ambiente familiar (relaciones con el padre, hijos, familiares…)

-ambiente en el trabajo (esfuerzo, sueño, cansancio, riesgo…)

-costumbres culturales

Escrito por Belen | 23 de mayo de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Documentales y General y Salud de la embarazada | Etiquetas: , , ,

Fármacos y medicamentos

Como norma, no debes tomar ninguna medicación que no haya consultado previamente con su ginecólogo.

Hay fármacos que pueden afectar el desarrollo del feto. Siempre y cuando no sea imprescindible, se debe evitar la ingesta de cualquier medicación durante el primer trimestre. Aun así, hay muchos fármacos seguros. Si les ha prescrito su médico les puede tomar con tranquilidad.

Escrito por Belen | 9 de febrero de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Enfermedades y General y Salud de la embarazada | Etiquetas: , , , , ,

¿Qué se hace en las visitas al ginecólogo?

En la primera visita haremos una historia clínica completa que recoja sus antecedentes médicos, personales y familiares, y una exploración clínica obstétrica y general, midiendo la talla, el peso, y la presión arterial.

En esta primera visita valoraremos si su gestación es de alto riesgo.

En las visitas siguientes se valorará la evolución del embarazo. Se aconseja que durante las visitas pregunte dudas y comente los síntomas que le preocupan. Puede anotarlo en el espacio reservado a las últimas páginas de esta guía.

Posteriormente se solicitarán los análisis necesarios y las ecografías, y hacia el final del embarazo los registros cardiotocográficos para valorar el bienestar fetal.

Las últimas semanas se lleva a cabo un tacto vaginal para valorar el canal del parto y hacer un pronóstico de la fecha. Después del tacto puede tener una pérdida de sangre escasa.

Escrito por Belen | 22 de enero de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Documentales y Embarazo Mes a Mes y General y Salud de la embarazada | Etiquetas: , , ,

¿Cuando se tiene que hacer la primera visita al ginecólogo?

Idealmente antes de la segunda falta para confirmar el embarazo, comprobar que la evolución es favorable, y hacer una estimación aproximada de la fecha del parto.

¿Qué controles hay que seguir durante el embarazo?

Es importante mantener un correcto control médico para prevenir posibles complicaciones y comprobar que todo evoluciona correctamente.

Al principio se va al ginecólogo una vez al mes. Las visitas se hacen cada dos semanas a partir del 8 º mes, y el último mes y hasta el parto cada semana.

Si es un embarazo gemelar o de alto riesgo, el ginecólogo determinará la frecuencia de las visitas. En estos casos se harán todos los controles necesarios para que la gestación llegue a buen término.

Algunas exploraciones o visitas las realizarán otros especialistas. Mediante el trabajo en equipo y una aproximación multidisciplinar ofrece una mejor calidad asistencial.

Escrito por Belen | 21 de enero de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Documentales y Embarazo Mes a Mes y General y Salud de la embarazada | Etiquetas: , ,

¿Cuántas ecografías me harán?

El número de ecografías, así como el momento de realizarlas, dependerán de cada caso individual. Habitualmente se sigue esta pauta:

La primera ecografía nos permite valorar la viabilidad de la gestación y datarla. En general se hace en la primera visita, en torno a la segunda falta. Nos permite visualizar el embrión y el latido cardíaco. Diagnosticamos las gestaciones gemelares y el tiempo de embarazo con mucha precisión. Esto último tiene especial importancia en el caso de ciclos menstruales irregulares o cuando se desconoce la fecha de la última menstruación.

La segunda ecografía se realiza en las 11-12 semanas de gestación, y permite ya valorar parte de la anatomía fetal. Es fundamental para medir el pliego o translucencia nucal, un marcador ecográfico del síndrome de Down. En caso de que este marcador esté aumentado, el feto tiene un riesgo superior al general a tener el síndrome de Down, y será necesario realizar otras pruebas como la biopsia de corion o la amniocentesis para llegar a un diagnóstico definitivo.

La tercera ecografía se realiza a las 20 semanas, es la morfológica y de alta definición. Se hace un repaso sistemático de toda la anatomía fetal, de pies a cabeza, que permite detectar las malformaciones estructurales. En nuestro centro la detección de malformaciones graves es superior al 80%.

Hay que tener en cuenta que las técnicas por la imagen permiten visualizar estructuras, pero no su función. Por ejemplo, se puede diagnosticar una anencefalia (ausencia de cráneo), pero no una sordera congénita.

Las malformaciones más frecuentes son las cardiacas y las renales. Otros, como la espina bífida, se pueden diagnosticar por ecografía, y por tanto no será necesario realizar otras pruebas.

A veces las ecografías rutinarias se pueden complementar con otras más especializadas, como la ecocardiografía (para completar el estudio estructural del corazón), o el Doppler de color (que evalúa el flujo sanguíneo feto placentario).

Al final del embarazo haremos entre dos y tres ecografías, en las semanas 28 y 35, para monitorizar el crecimiento fetal.

En la última ecografía haremos una estimación del peso del bebé en el momento del parto. Aquí hay que distinguir los niños macroscópicos (los que pesan más de 4.200 gramos al momento del parto) y los niños con retraso de crecimiento (habitualmente por una alteración en el funcionamiento placentario).

¿Qué pruebas se realizarán durante el embarazo?

Durante el embarazo se hacen análisis de rutina.

En el primer trimestre se hace un análisis general de sangre y orina, y también de infecciones que pueden alterar el desarrollo embrionario del futuro bebé, como la toxoplasmosis, la rubéola, el VIH, los virus de la hepatitis…

Durante el primer trimestre se hace también el cribado EBA (cribado bioquímico-ecográfico) para descartar el síndrome de Down.

Si este cribado no se ha realizado en el primer trimestre, en el segundo se puede hacer el triple de ecografías dirigido a descartar el síndrome de Down y los defectos del tubo neural.

En el segundo trimestre se realiza el test de O ‘Sullivan para descartar la diabetes gestacional. Para este análisis no es necesario estar en ayunas. Tras la ingesta de 50 gramos de glucosa debe permanecer una hora en reposo en el laboratorio, y posteriormente se mide la glucosa en sangre para valorar la capacidad de eliminar el azúcar. Si el test sale alterado el ginecólogo solicitará una curva de glicemia y le hará recomendaciones dietéticas. Puede que le repitan un análisis general de sangre y / u orina.
En el tercer trimestre se repite un análisis general y se hacen pruebas de coagulación por parte.

En las últimas visitas se harán también análisis microbiológicos de secreciones vaginales y rectales para descartar la presencia del estreptococo beta-hemolítico. Este estreptococo coloniza la vagina de un 20-30% de las mujeres. Si el análisis es positiva será necesaria la administración de antibióticos durante el parto para evitar la transmisión de esta bacteria en el recién nacido.

Dependiendo de sus antecedentes y de la evolución del embarazo su médico podrá solicitar de otras exploraciones.

Escrito por Belen | 18 de enero de 2012 | 0 comentarios
Categorias: Embarazo Mes a Mes y General y Salud de la embarazada | Etiquetas: , , , ,